FOTOGRAFIA Y PINTURA


MARMOTARROJA

Sus fotos eran lo más hermoso del mundo. En realidad,no eran solo suyas. Eran cosas que nos pasaban todo el tiempo, pero sólo ella sabía verlas. Eso era lo importante. Yo pensaba en el ayer o en el mañana, pero ella pensaba siempre en el ahora. Por eso su presente era tan grande, como un salón de baile, y ella bailaba en él. Y el mío era un oscuro cuarto trastero, en el que no encontraba nunca nada. Cuando veía sus fotos pensaba en todo esto, pero ya era tarde, como tener en la mano un billete de tren, que ya pasó, y al que solo se subió ella. Sergio Álvarez Sánchez

lunes, 31 de enero de 2011

BOSTEZO HORIZONTAL DE DOMINGO

M. Muñoz, 2011
Te estoy viendo dormir, estás calmada
pareces menos tú, pues falta tu sonrisa



(sonríes siempre tanto, y ahora lo comprendo)

S. A. S.

4 comentarios:

  1. ¡Menudo titulazo! ¡Titulazo fantástico! ¡Me encanta, marmotarroja!

    ResponderEliminar
  2. Ya la luz de la tarde va otorgando
    perfiles nuevos, un fulgor distinto,
    a este paisaje que a la vez es tiempo.
    J. Lamillar

    ResponderEliminar
  3. Las últimas, finísimas agujas
    sutiles del ramaje,
    despojado de hojas, esquelético,
    se clavan en el aire.

    J. Bergamín

    ResponderEliminar
  4. Paisaje desde el tren: tarde de invierno.
    El cielo es triste,
    ingrato, gris y ajeno.
    Las ramas piruetean
    y dibujan primores en el aire.
    El tren corre veloz: tarde de ensueño.

    ResponderEliminar